La alumna, de 22 años, y su profesora viajaron hasta Sibaté para hacer unas prácticas académicas, según CM&. Desde este sábado fueron reportadas como desaparecidas, y, como la docente Garzón es una reconocida ganadera de la región, el Gaula manejó la hipótesis de que las mujeres habían sido secuestradas.

No obstante, los familiares de la profesora, indicó el informativo, señalaron que nunca pidieron dinero por el rescate.

Sin embargo, las autoridades creen, de acuerdo con Blu Radio, que por la presión que ellos hicieron, los supuestos raptores dejaron en libertad a las mujeres.

La Policía había ofrecido una recompensa de hasta 20 millones de pesos para dar con el paradero de la profesora y su alumna, señaló CM&.

A las mujeres se les hizo varios chequeos médicos, y preguntas sobre por qué llegaron por sus propios medios en un bus intermunicipal que, según Blu Radio, venía de Fusagasugá.