El primer tiroteo, que dejó cuatro personas muertas y dos heridas, se produjo el martes por la tarde en un salón de masajes a unos 50 kilómetros de Atlanta, la mayor ciudad del estado de Georgia, dijo un portavoz de la policía del condado de Cherokee, citado por la CNN.

Más tarde, otros dos tiroteos dejaron cuatro muertos también en dos salones de masaje cercanos en Atlanta, dijo la policía de la ciudad, también según ese medio.

Las cuatro víctimas de los dos últimos tiroteos son mujeres y se cree que son de origen asiático.

Las autoridades dijeron que una investigación estaba en curso y que por el momento no había un móvil claro.

La policía del condado de Cherokee divulgó en Facebook un llamado a testigos junto a imágenes del presunto autor en un coche negro.

Minutos más tarde un sospechoso de 21 años fue detenido el martes por la noche a más de 240 km al sur de la ciudad estadounidense, informó The Atlanta Journal-Constitution.