El expediente, revelado por El País, de España, lo hizo el Ministerio de Hacienda, luego de que la inspectora Susana C. recolectara los pasos que dio Shakira desde el 2011, en el país.

Según el informe que publicó el diario, la inspectora sabe que Shakira iba dos veces por semana a la peluquería, recibía clases de francés particulares, pagaba sus cuentas de restaurantes y hoteles con tarjetas American Express, a través de su asistentes, tomaba clases de Zumba con su profesora Betsie, y hasta que utilizó el pseudónimo de Sila Prieto para ir a los controles médicos de sus embarazos.

Asimismo, la investigadora rastreó las redes sociales, pues muchos clubs de fans suelen subir imágenes de la ubicación de la artista cuando la ven; eso, dice el periódico español, se convirtió en una prueba de que la colombiana pasaba más tiempo en España que en Bahamas, donde decía vivir.

Incluso, en 2011, la intérprete de ‘Loba’ fue ubicada 60 veces en España, “muchas más que en cualquiera de los 37 países del mundo que visitó ese año”, señala el medio.

Con ese detallado informe de los pasos de Shakira, buscan que la barranquillera sea condenada por no haber pagado 14,5 millones de euros de impuestos, caso por el que a la artista se le imputaron 6 cargos.