Un video de 3 minutos divulgado por ellos en Facebook los muestra cometiendo la atrocidad a plena luz del día, de acuerdo con Hindustan Times. Cuando una de las mascotas, que aullaba sin descanso, sale del fuego, la alzan con un palo, la devuelven a las llamas y la retienen hasta que deja de lamentarse.

Por el hecho, “ocho niños fueron detenidos y presentados ante la corte de justicia para menores”, manifestó la Policía de la ciudad. Además, según el oficial Ravi Kumar Reddy, el caso está siendo investigado.

Temas relacionados:

En India no se penalizan fuertemente esta clase de delitos, dijo Shreya, una defensora de los derechos de los animales. Seguramente, los niños solo tendrán que pagar una multa, agregó.

El suceso ocurrió semanas después de que, en el mismo país, un estudiante de medicina arrojara a un perro desde la terraza de un edificio en la ciudad de Chennai.