Denise, que estaba en sexto grado en un colegio de California, Estados Unidos, tenía una alergia a productos lácteos, enfermedad que le fue diagnosticada apenas cuando tenía un año de edad, publica Daily News.

Sus padres eran muy cuidadosos con todo lo que le daban a su hija. Sin embargo, a inicios de abril, el odontólogo les recomendó la crema dental medicada ‘MI Paste One’ que ayudaría a fortalecer su esmalte dental, explica el medio estadounidense.

Monique Altamirano, mamá de Denise, le dijo a la revista especializada Allergic Living, citada por Daily News, que se confío y que no miró los ingredientes de ese producto porque no conocía ni había escuchado de una crema dental con algún derivado lácteo.

Lastimosamente, la etiqueta de ‘MI Paste One’ sí advertía, en una parte muy pequeña de la etiqueta, que tiene proteínas de la leche. Específicamente, incluye Recadent, detalla el mismo medio.

Denise se estaba cepillando los dientes el pasado 4 de abril, cuando una hermana mayor alertó a su mamá que estaba llorando. Cuando llegó al baño, la menor tenía los labios azules y dificultades para respirar. De inmediato llamaron al número de emergencias y la trasladaron al Hospital West Cobina, donde murió, indica Daily News.

“Lean todo. No se acostumbren solo porque han logrado manejarlo durante años. No se sientan avergonzados o con miedo de preguntar y estar seguros de que los ingredientes están bien. Sea ese defensor que su hijo necesita”, dijo Altamirano al rotativo norteamericano.