De acuerdo con la misma aerolínea, que informó su decisión mediante un comunicado de prensa, en los días que operó los pasajeros no respetaron las normas vigentes para prevenir la propagación del COVID-19.

El pasado 10 de mayo, Lion Air se aventuró a reabrir sus operaciones, a pesar de que el mundo vivía el momento duro por la pandemia, pero ahora, desde mañana 5 de junio, dejará quietos a sus aviones por la falta de conciencia de sus clientes.

“Muchos potenciales pasajeros no pudieron viajar porque no completaron los documentos ni cumplían condiciones requeridos durante el periodo de alerta por la pandemia del coronavirus”, explica en el mismo comunicado Lion Air.

Sin embargo, la aerolínea indonesia, que dejará de operar junto a Batik Air y Wings Air, no detalló exactamente cuáles fueron esas condiciones que los clientes no respetaron o cumplieron.

Ahora, la compañía aérea, con sede en Yakarta, asegura que hará un reembolso completo del dinero de los pasajes o el cambio de fecha sin costo adicional.

Mientras estuvo operando estos días, Lion Air tenía establecidos unos estrictos protocolos para proteger tanto a empleados y clientes, donde destacaban las pruebas rápidas para la detección del COVID-19, bloqueo de los asientos del medio para respetar la distancia entre pasajeros y la limpieza profunda de sus aviones para garantizar su esterilización, señala el texto.

“Lion Air Group protege y garantiza que las condiciones de salud física y mental de todos los empleados estén en buenas condiciones”, finalizó la aerolínea indonesia en el comunicado.