La primera buena nueva que recibió Carrasquilla tiene que ver con las grandes utilidades que reciben el Banco de la República y Ecopetrol, que superaron las expectativas que tenía el Gobierno.

El mismo ministro, cita Semana, comunicó a la opinión pública que no será necesario vender acciones de la petrolera estatal ni de ISA por cuenta de los buenos resultados del Emisor y de Ecopetrol.

“Por este golpe de suerte, el Ministerio de Hacienda va a terminar con más de 10 billones de pesos, con los que no contaba”, asegura ese medio.

Así mismo, enfatiza en que la ley de financiamiento (reforma tributaria) que se volvió a presentar ante el Congreso incluye una reducción en el recaudo por cuenta de exenciones, y estos recursos de ganancia podrán “compensar la caída”, agrega Semana.

La semana pasada, el ministro Carrasquilla fue enfático en afirmar que no se tienen contempladas las ventas de ISA, Ecopetrol y Cenit. Sin embargo, dijo que se deben revisar algunos patrimonios que no están siendo bien utilizados.

Así mismo, ante la Comisión Cuarta del Senado, el funcionario se refirió a la evaluación del nuevo proyecto de ley de financiamiento presentado ante el Congreso. Según dice, la revisión debe tener en cuenta lo que ya se ha avanzado.

“Y se profundice todavía más en el tema como en los capítulos de exenciones tributarias que están en el Marco Fiscal de Mediano Plazo, que hoy está vigente y que fue traído aquí por el Gobierno para estudio de ustedes en el Congreso de la República, en el mes de junio”, dijo Carrasquilla ante congresistas.