El gremio indicó que el impedimento para transportar el café  hizo que los productores no pudieran cumplirle a varios de los compradores.

“En mayo, y como había venido advirtiendo la institucionalidad cafetera como consecuencia de los bloqueos, las exportaciones de café de Colombia cayeron 52 %, a 427.000 sacos de 60 kg., desde los 894.000 sacos exportados en el mismo mes de 2020″, alegó la Federación Nacional de Cafeteros de Colombia (FNC) en un comunicado.

Los caficultores colombianos han perdido clientes en el exterior por los bloqueos, que empezaron con las manifestaciones contra el Gobierno el pasado 28 de abril, porque no han podido llevar a tiempo el grano a los puertos para su exportación, según advirtió el martes el gerente general de la FNC, Roberto Vélez.

(Lea también:“No nos representan”: Dignidad Cafetera se desliga del paro nacional y reprocha bloqueos)

El gerente general de la FNC detalló también que algunos de los clientes del exterior anunciaron que iban a sustituir la utilización de café colombiano por otros orígenes.

Esa situación resulta “extremadamente grave porque lo que hemos construido durante el último siglo en Colombia ha sido una caficultura que está dirigida a un segmento especial”, según advirtió Vélez.

Agregó que el hecho de que el café no llegue a tiempo al puerto obliga a retrasar los embarques dos o tres meses y que el daño que esto ha causado al sector todavía no se puede medir.

Colombia es el mayor productor mundial de café arábigo suave lavado y de su actividad devengan el sustento unas 540.000 familias campesinas.

El sector cafetero hizo un llamado a que cesen los bloqueos porque esta situación afecta principalmente a los caficultores de los departamentos del Cauca y Nariño, en el suroeste del país y dos de las zonas más afectadas por las protestas.