Sin embargo, después de siete meses de sancionada la ley que redujo los impuestos a empresas en 9,5 billones de pesos (según cifras de La República), durante el primer semestre de 2019, el desempleo aumentó consecutivamente (en junio se ubicó en 9,4 %) y, por ahora, esa tesis del Gobierno ha fracasado.

Al respecto, el funcionario señaló a Noticias Caracol que los resultados se tienen que ver en los próximos meses porque la implementación de esas reducciones comenzó hasta este año.

“Yo me atrevería a decir que ha pasado muy poquito tiempo, apenas llevamos seis meses al amparo de esa ley”, dijo Carrasquilla.

“Las decisiones en materia de procesos y proyectos ambiciosos de inversión y las condiciones de contratación inherentes no siempre suceden rápidamente. Tenemos que darle un compás de espera para ver si esa tesis nos debe preocupar”, añadió.

Carrasquilla advirtió en la entrevista que la llegada de venezolanos a Colombia también afectó al mercado laboral nacional y causó mayor desempleo.

“La gente que está buscando trabajo o trabajando es menor a la que había hace un año, no obstante el hecho de que muchísima migración venezolana ha entrado y ellos tienen una participación en el mercado mucho más alta”, dijo al medio.

Por esta crítica situación, el ministro advirtió que el Gobierno mantiene una preocupación por los índices de desempleo, especialmente en los jóvenes menores de 25 años, y trabaja para combatirlos.

“Es la preocupación número uno que tenemos en este momento (y con razón). Tenemos una informalidad que todavía es muy alta y una respuesta sencilla no es posible”, manifestó el funcionario.

“Hay unas distorsiones que se tienen que ir corrigiendo y el Gobierno está activo en esos problemas. Por ejemplo, eso de que haya una doble titulación ayuda mucho”, concluyó el jefe de la cartera de Hacienda.