Egan Bernal sorprendió al país el domingo pasado con un entrenamiento bastante exigente por las carreteras de Cundinamarca, de siete horas y media de duración y 238 kilómetros de extensión.

No conforme con eso, el corredor zipaquireño repitió la fórmula este martes, pero con un recorrido más largo aún. Bernal les mostró a sus seguidores en redes sociales los datos de su última sesión de trabajo, que hablan por sí solos: 280 kilómetros, siete horas y veinte minutos, más de 5.000 calorías quemadas y una velocidad promedio de 38 km/h.

“¡Apocalipsis! Son Datos y hay que darlos. Otro buen entreno en las piernas”, escribió el campeón del Tour de Francia en su cuenta de Twitter junto a la foto que lo tomó al potenciómetro de su bicicleta.

Egan pudo salir de su casa a entrenar en las carreteras del departamento desde hace un mes, con un permiso especial de las autoridades del municipio en el que vive, y no ha desaprovechado la oportunidad de recuperar su estado de forma luego de más de un mes de cuarentena en su hogar.

Se espera que Bernal viaje a mitad de julio a Europa junto a los ciclistas colombianos profesionales que en agosto volverán a disputar las victorias de las competencias de ciclismo más importantes. El Tour de Francia es el objetivo de Egan, competencia que se correrá entre el 29 de agosto y el 20 de septiembtre.