Gerard Piqué llegó al estadio del Barcelona montado transitando a una velocidad relativamente alta en una bicicleta. El defensor irrumpió entre algunos transeúntes que estaban esperando el ingreso al parqueadero de los futbolistas culés en sus carros y causó asombro entre los presentes.

Como era de esperarse, la bicicleta del español se convirtió en tema de conversación en el mundo entero. Eso permitió que se supiera que el defensor estaba montado en una bicicleta eléctrica que está avaluada en 10.000 euros, es decir, un poco más de 40 millones de pesos colombianos.

El diario español AS precisó que la bicicleta obliga a sus dueños a tener un “carné de conducir por el motor eléctrico de 16 CV que posee y que permite al conductor una propulsión de hasta 70 kilómetros por hora”.

La empresa que produce dicha bicicleta diseñó ediciones especiales para algunos jugadores representativos del Barcelona como Gerard Piqué, Lionel Messi y Cesc Fábregas.

AS añadió que la cicla en la que se transportaba Piqué “cuenta con otras llamativas características como un lector de huella digital que impide que sea arrancada por otra persona para evitar robos o unas baterías que permiten su utilización hasta 130 kilómetros, con un tiempo de 80 minutos para una recarga completa”.

El esposo de Shakira se robó la atención de la opinión pública en la previa del clásico contra el Espanyol y en la cancha celebró un triunfo por 1 a 0 del Barcelona, que ubicó a los catalanes a un punto del Real Madrid, a falta de que el equipo blanco juegue este viernes ante el Alavés.

Esta es una foto de la bicicleta en la que llegó Gerard Piqué al Camp Nou y un video del particular momento:

Diario AS
Diario AS