La Selección Colombia era la única escuadra del certamen que tras acumular 2 victorias, dependía de sí para a avanzar a las justas ecuménicas; sin embargo, su derrota hizo que Venezuela, que a primera hora derrotó a Perú, obtuviera el único tiquete que estaba en disputa.

El cuadro chileno, que ya estaba eliminado, se impuso en un enfrentamiento que tuvo marcadores parciales de 25-22, 22-25, 25-21 y 25-19.

Fue tan duro el golpe, que los jugadores colombianos quedaron tendidos en el piso, algunos llorando, por la opción no aprovechada de ir a unos Olímpicos por primera vez.

Acá, uno de los momentos más emocionantes del partido: