De acuerdo con el canal 9 News, el suceso ocurrió en la mañana del pasado miércoles 27 de enero en la casa de Claudia Domrose, ubicada en Collaroy Plateau, las playas del norte de la ciudad australiana.

La mujer relató que su hija la llamó con un grito y le dijo que había algo detrás de las cortinas. “Había algunas arañas en la ventana”, dijo al detectar entre 50 y 60 arañas.

Sin embargo, la pequeña le dijo que mirara al otro lado de la habitación, donde en el techo había otra mancha negra con otras decenas de arácnidos.

“Las dejamos allí porque son cazadoras de bebés, en realidad me gusta el cazador, así que pensé, no voy a hacer nada… Simplemente se van a ir… deja que la naturaleza sea”, dijo Domrose al mismo medio.

La mujer reconoció que su hija le dijo que no quería dormir en la habitación, pero al ver que las arañas se habían ido cuando abrieron las ventanas, se quedó ahí, aunque con algo de miedo.

El terrorífico momento hizo que Claudia Domrose tomara fotos y grabara a los arácnidos. Hubo algunos comentarios, a manera de broma, que le sugerían quemar la casa.

Pero, contó a 9 News que esto jamás se le pasaría por la cabeza, pues el año pasado su anterior casa se quemó por un incendio. “Perdimos nuestra casa en un incendio”, recordó al medio australiano sobre ese amargo recuerdo.

Hallan decenas de arañas en el techo del cuarto de una niña