Al llegar al borde del carril, el pequeño continúa jugando con su dispositivo y cae al vacío.

Luego de algunos segundos, el niño se levanta y empieza a corre asustado por los rieles del tren.

En ese momento, un señor lo alcanza y lo ayudar a subir de nuevo a la estación antes de que llegue el automotor. 

De acuerdo con el medio RT en Español, el menor no resultó herido y tuvo mucha suerte de no haber sido arrollado por un tren.

El video fue compartido en YouTube y ya tiene más de 2.000 reproducciones: