Si bien Uribe anunció en su cuenta de Twitter que no propondrá revocar los acuerdos con las Farc, sí advirtió que esa colectividad política luchará para “introducir los ajustes que taponen el camino castro-chavista”.

“Que quede claro: apoyamos la reinserción generosa de los guerrilleros de base y a víctimas”, aclaró, pero se volvió a quejar de lo que denominó “la impunidad y la elegibilidad de delitos atroces, el riesgo castro-chavista, el precedente de desconocimiento del plebiscito y abuso de ‘fast track’, conductas que invitan a la corrupción”.

Para Uribe, el Gobierno y sus asesores están “temerosos de las Farc como de Maduro”, y en lugar de introducir ajustes, de aceptar reclamos lógicos, “pretenden crear pánico contra el Centro Democrático”.

Uribe hizo su pronunciamiento desde el centro médico en donde se recupera de una operación que la próstata, que le practicaron en los últimos días.