Vargas Silvera estaba con Aída Merlano en el momento que fueron abordados por agentes del Faes, la división más temida de la policía venezolana.

El hombre, nacido en Barranquilla, estaba indocumentado en ese momento y según fuentes de Noticias Caracol, sería el mismo que ayudó a escapar a la excongresista el pasado primero de octubre de 2019.

Por su parte, Revista Semana recuerda que Yeico Manuel visitó a Merlano el sábado anterior a la fuga y que había sacado las pertenencias de la mujer como si fuera un “trasteo”.

El mismo noticiero llegó hasta el barrio Montes, en el sur de Barranquilla, donde encontró a algunos vecinos y familiares de Vargas Silvera, los cuales confirmaron que tiene una relación sentimental con Merlano hace unos 3 o 4 años y que por un tiempo trabajó de ‘cobradiario’.

Sin embargo, principalmente su tío, Nelson Silvera, aseguró que él no fue el que la ayudó a escapar del centro odontológico y que el amor de su sobrino por Aída Merlano hizo que fuera detrás de ella.