La captura de Mosquera Marmolejo ocurrió en el barrio Palacé, de Popayán, después de que a investigación de la Policía arrojara indicios de que sería el responsable del crimen ocurrido el 27 de agosto de 2018, en el barrio Bella Vista de la capital del Cauca, informó Caracol Radio.

“La investigación estableció que el hijo de un reconocido deportista de esta ciudad le pagó a un sicario un millón de pesos para que lo asesinara”, reportó la emisora. “El desalmado hijo, que quería quedarse con una herencia para comprar un lujoso carro, el día del crimen se hizo a su lado para no despertar sospechas”.

El coronel Boris Albor, comandante de la Policía Metropolitana de Popayán, dijo al respecto: “A través del acervo probatorio, la Fiscalía General de la Nación libra orden de captura contra su hijo [de Mosquera Zúñiga], que en estos momentos se encuentra a disposición de la autoridad competente con medida de aseguramiento”.

Mosquera Zúñiga tenía 54 años cuando su nombre se sumó a la larga lista de asesinatos en el país, recuerda, por su parte, el portal enlineapopayan.com, y agrega que los investigadores establecieron, con pruebas técnicas, cruces de llamadas telefónicas e información de fuentes humanas, que Mosquera Marmolejo, hijo único de la víctima, al parecer planeó y ordenó el asesinato de su padre.

Mosquera Marmolejo “habría pagado la suma de 1 millón de pesos a un sicario que ejecutó el crimen, cuando él [Mosquera Marmolejo] y su papá estaban en el norte de la ciudad, a la espera de un supuesto comprador de una vivienda”, añade este mismo medio.

Un juez libró la orden de captura por la presunta participación del joven en el delito de homicidio agravado, y fue puesto a disposición de la Fiscalía.