La trama quedó al descubierto luego de que el Gaula de la Policía asumiera el caso de secuestro de un empresario de productos naturales en Antioquia, que había sido citado por una joven para supuestamente cerrar un negocio.

Según el testimonio que entregó la víctima, y que recogió Noticias Caracol, “una muchacha” lo contactó a su teléfono celular y se mostró interesada en los productos que él vende, y por eso le puso una cita para hablar de un millonario negocio.

El hombre se debía desplazar desde Medellín hasta la población de Segovia, Antioquia, y cuando llegó al hotel recibió una nueva llamada de la supuesta compradora en donde le indicaba el punto en el que lo iba a recoger en una motocicleta.

Esa escena quedó registrada en una cámara de seguridad cercana a una estación de gasolina, y los investigadores también recopilaron imágenes en donde se observa cuando el hombre sube a la moto sin sospechar que la atractiva joven lo llevaría directo a los secuestradores.

“Ella va en moto y me recoge a las afueras del hotel. Me lleva a una casa, donde había unos sujetos, los cuales me cogieron y con ayuda de ella me amarran de pies y manos”, dijo el comerciante que, precavido, le pidió a un amigo que siguiera la motocicleta.

Fue este hombre el que se percató de que todo era un secuestro y alertó a la Policía, ya que se habían llevado al comerciante hacia una finca en la población de Remedios. El Gaula, según el noticiero, interceptó una llamada en donde uno de los secuestradores exigía “si quiera 100 millones de pesos” por la liberación.

Como el amigo del comerciante alegó que no tenía todo ese dinero, el delincuente le exigió que hiciera el traspaso de la camioneta en la que se movilizaban, y para eso lo citó en Remedios.

Gaula de Policía rescata a comerciante secuestrado en Antioquia

Pero en el camino, y al parecer como parte del operativo, el hombre le avisó al secuestrador que había sufrido un percance con el vehículo, y dos hombres en motocicleta llegaron hasta el punto para verificar que en realidad estuviera varado.

Fue en ese momento cuando aparecieron varios policías para proceder con una requisa, y mientras adelantaban el procedimiento otro uniformado les implantó un chip en la moto. Ese plan le permitió a la Policía ubicar el sitio exacto en donde tenían retenido al comerciante.

El Gaula desplegó un operativo en la vereda Cañaveral, en Remedios, y el cerco a los delincuentes permitió que el secuestrado se dirigiera hacia una estación de Policía.

El coronel Diego Montaña, subdirector del Gaula, dijo en el noticiero que al hombre lo sometieron a torturas e intimidaciones para obtener el dinero: “El señor Óscar estuvo sometido a todo tipo de torturas; le propinaban golpes y le disparaban cerca de sus oídos para presionar el pago del dinero”.

Pese a que los delincuentes alcanzaron a huir, la Policía les siguió el rastro durante unos seis meses y logró la captura de siete personas vinculadas con el ‘Clan del Golfo’, entre ellas la atractiva joven de la moto.

Esta mujer, de acuerdo con el informativo, era el señuelo que usaba la banda para “extorsionar y secuestrar comerciantes” en cinco municipios de Antioquia.

Este es el informe completo de Noticias Caracol, y un video en donde el Gaula entrega recomendaciones a comerciantes y ciudadanos debido al incremento de llamadas extorsivas desde las cárceles del país.