De acuerdo con la cadena CBS, el terrible suceso ocurrió el pasado 6 de febrero exactamente en el municipio de Gaines Township, en el condado de Kent.

Según relata el mismo medio, el dueño de la casa y próximo a ser papá, activó el pequeño dispositivo que revelaría el sexo de su bebé, pero este explotó, disparando para todos lados metralla de metal.

Evan Thomas Silva, como fue identificada la víctima mortal, estaba parado cerca del pequeño cañón y fue afectado por la explosión.

De inmediato fue trasladado al Centro Médico Hurley en Flint, pero los médicos no lograron salvarle la vida y el joven falleció horas después, detalla la cadena estadounidense.

Aunque había más invitados, la explosión del cañón no hirió a nadie más, pero sí impactó a 3 carros que estaban parqueados en el garaje de la casa, donde se estaba celebrando el ‘baby shower’.

La policía del estado de Míchigan señaló que se sospecha que la pólvora del cañón causó la fractura y posterior explosión del dispositivo, indica CBS.

Además, detallaron que el dueño de la casa compró el cañón en una subasta y que lo probó en varias oportunidades antes del 6 de febrero.

Por último, esa cadena recuerda que eventos similares, para revelar el género de un bebé próximo a venir al mundo, han terminado en tragedia, como el caso de gigantesco incendio en el sur de California o la muerte de una mujer de 56 años, también por la explosión del dispositivo que debía revelar el color azul o rosa.