La deportista estadounidense Aly Raisman, de 22 años de edad, viajó a Brasil en compañía de sus padres para representar en su país en la disciplina de gimnasia artística, en los Juegos Olímpicos de Río 2016.

AFP.
AFP.

Llegado el día de la competencia, los señores Lynn y Rick Raisman asistieron al lugar para acompañar a su hija, pero jamás se imaginaron que los gestos que hicieron cuando la joven compitió le darían la vuelta al mundo.

Tal como se ve en la grabación,  difundida en Twitter por el perfil de Sarah Schneider , la pareja se movió de un lado a otro y en un momento la madre de Aly se tapó los ojos de la angustia.

Por fortuna, la gimnasta tuvo un excelente desempeño y logró llegar a la final que se disputará por estos días.

AFP.
AFP.

Según la página oficial de los Juegos Olímpicos de Río, la deportista se llevó dos medallas de oro y una de bronce en las olimpiadas de Londres 2012.