Fue un combate muy disputado desde el inicio, con golpes de parte y parte. Aunque la contextura de la pugilista tailandesa era superior a la de la colombiana, esta convenció con sus puños a los jueces y se llevó el primer asalto.

Ingrit pasó muy pronto del miedo escénico a tomar la iniciativa y atacar a la asiática, que de igual forma intentó poner condiciones en el segundo round, pero la colombiana convenció a 2 de los 3 comisarios de la pelea.

El tercer episodio se mantuvo parejo sobre la lona, pero Peamwilai se mostró más cansada y esto lo aprovechó Valencia que le propinó una combinación de golpes a la adversaria para quedarse de nuevo con el round.

La tailandesa no mostró mejoría en el último parcial y, por el contrario, Ingrit lució cada vez mejor, acorralando a su rival contra las cuerdas y confirmando esta nueva victoria para el boxeo de Colombia, que le aporta una medalla más a la clasificación general de los Juegos.


Su próxima pelea para asegurar mínimo la plata, será ante la francesa Sarah Ourahmoune.