El objetivo de Avianca Holdings es avanzar en su plan de desinversión y fortalecer otros segmentos de su negocio.

Las 2 empresas de las que Avianca vendió su participación son Turboprop Leasing Company, de la aerolínea costarricense Servicios Aéreos Nacionales (SANSA), y de la compañía nicaragüense Aerotaxis La Costeña.

“El comprador es la sociedad Regional Airlines Holding LLC, domiciliada en Delaware, Estados Unidos” y “el cierre se llevó a cabo el pasado 31 de mayo de 2019 y ocurre como un perfeccionamiento del contrato de compraventa de acciones suscrito el 22 de abril entre las partes”, precisó la compañía aérea en el comunicado.

Luego de la operación trece Cessna 208 y dos ATR 42 dejarán de hacer parte de la flota de Avianca Holdings.

Sin embargo, se precisó que “las rutas internacionales de Avianca servidas desde el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría, en San José de Costa Rica, y el Aeropuerto Internacional Augusto Sandino, en Managua, seguirán operando con normalidad en sus itinerarios regulares”.

La transacción que se anunció hoy se da en el marco de la nueva estrategia corporativa del Holding que busca fortalecer su segmento de transporte internacional de pasajeros, así como enfocarse en las unidades de negocios de lealtad (LifeMiles) y transporte de carga (Avianca Cargo).

El pasado 24 de mayo la compañía estadounidense United Airlines indicó que tomó medidas para ejercer sus derechos sobre Avianca Holdings, lo que implica un cambio en la conducción de la empresa.

United decidió ejercer sus derechos con base en el préstamo de 456 millones de dólares que hizo en noviembre pasado a BRW Aviation, empresa del grupo Sinergy, accionista mayoritario de Avianca Holdings, y en la cual se dieron como garantía las acciones de éste en la aerolínea colombiana.

La participación de Sinergy en Avianca Holdings equivale al 78,1 % de las acciones con derecho a voto y al 51,53 % del total.

EFE