El partido entre el Everton (que ocupa el quinto puesto en la Premier League inglesa) y el Aston Villa estaba programado para el mediodía del 17 de enero, en campo del segundo, que ocupa el octavo lugar del campeonato.

Adicionalmente, el Aston Villa tuvo que posponer el encuentro del miércoles 13 de enero contra el Tottenham Hotspur debido a que desde el pasado domingo los jugadores de la alineación principal y miembros del personal del equipo se aislaron luego de que se presentaron 10 casos positivos de coronavirus en el equipo, informó la Liga Premier  en un comunicado.

El diario británico The Guardian informa que la mayoría de jugadores terminarán su aislamiento voluntario este domingo, y recalca que durante dos semanas no han podido entrenar.

“Luego de la reprogramación del partido del Villa contra el Tottenham Hotspur, que se debía jugar anoche, un número significativo de jugadores permanece en aislamiento. Como resultado de ello, las directivas de la Premier League ha coincidido con la solicitud del Aston Villa de posponer el partido del domingo 17 de enero”, reza el comunicado de las directivas de la liga inglesa.

James Rodríguez ya está recuperado

Luego de más de un mes sin jugar debido a una lesión, el volante creativo James Rodríguez jugó su segundo partido, esta vez como titular, después de su recuperación contra Wolverhampton, en el que el colombiano brilló en la victoria 1-2 como visitante.

El cucuteño participó en la primera anotación de su equipo con un preciso cambio de frente que derivó en la definición del nigeriano Alex Iwobi en el minuto 6 del primer tiempo.

12 minutos después empataron los dueños de casa con el portugués Rubén Neves, que puso el 1-1 luego de un flojo rechazo del defensor caucano Yerry Mina, que estuvo de principio a fin con el Everton.

Luego, el Everton se llevó la victoria en el minuto 77 con cabezazo de Michael Keane, en una jugada posterior a un tiro de esquina ejecutado por James Rodríguez.

En días pasados, a James Rodríguez, quien brilló en el Mundial de Brasil 2014 y ganó varios títulos con el Real Madrid y Bayern Múnich, fue elegido por la Federación Internacional de Historia y Estadística del Fútbol (IFFHS) como uno de los 15 mejores “constructores de fútbol” de la década.