Los raptores tenían un aviso que decía “servicio de eliminación de jugadores terminados”, consigna bajo la cual se fueron con el veterano futbolista Ignazio Barbagallo, del club Citta Di Viagrande.

Sin embargo, luego se supo que todo fue una broma para anunciar de esta manera el retiro del jugador, quien tiene 55 años de edad, indicó el diario Olé.

En consecuencia, el equipo fue multado con 200 euros, 701.000 pesos colombianos, aproximadamente, y recibió una sanción que le impedirá tener partidos hasta finales de mayo.

En video, el supuesto secuestro: