Se trata de Gabriel Aranda, aficionado del cuadro albiceleste que le está dando la vuelta al mundo por su particular forma de celebrar el decimoctavo título liguero de Racing. Aranda desenterró el cráneo de su abuelo, que se llamaba Valentin Aguilera, para festejar por las calles de Buenos Aires el logro del club de sus amores.

Cuando fue entrevistado por el canal deportivo argentino TNT Sports, Aranda explicó que sacó el cráneo de su abuelo durante toda la temporada del fútbol argentino a manera de cábala.

“Todo el tiempo que jugó Racing lo saqué del nicho. Es la cábala, la cábala de Racing”, aseguró eufórico el particular hincha argentino. Cuando le preguntaron qué podría estar sintiendo su abuelo al ver lo que hizo, Aranda concluyó: “Orgulloso porque lo saqué”.

Esta es la entrevista que se viralizó con la historia de Aranda y su insólita forma de celebrar el título de Racing: