En las imágenes que fueron compartidas en redes sociales quedó evidenciado el hecho de intolerancia entre dos adultos (hombre y mujer) y el que parece ser un menor de edad, contra una funcionaria de la Alcaldía de ese municipio por no dejarlos ingresar debido a las restricciones en todo el país para evitar la propagación de la COVID-19.

Según se escucha, la mujer alterada reconoce que “cometió un error” al intentar entrar al pueblo sin la respectiva autorización; sin embargo, ofende a la encargada del puesto de control diciéndole que “no es nadie”.

“Aquí me estoy devolviendo. No me permitieron entrar porque cometimos errores, pero usted no es nadie, usted no es la dueña de Agua de Dios”, dice la mujer alterada en el video, quien también denuncia que fueron víctimas de agresiones verbales por parte de la funcionaria.

En el video la familia le reclama insistentemente a la encargada del puesto de control por haberlos tratado de “hijueputas”, a lo que la mujer muy tranquila les responde que pueden colocar las quejas y denuncias que quieran directamente en la Alcaldía.

“Están todos los testigos y menos mal tuvimos la precaución de grabar. Usted se pasa por encima de todo el mundo y todos dicen que es una gonorrea”, menciona la mujer que no dejaron entrar a Agua de Dios, señalando que hasta los policías del sector los alertaron de que la funcionaria “se pasaba a todo el mundo por la galleta.