La agresión sucedió en la noche del pasado miércoles cuando se bajó del bus en el que se transporta del trabajo a su casa. La joven es estudiante de la Universidad Libre y trabaja en un centro comercial, contó El Heraldo.

Valeria le relató a ese diario que uno de los hombres la vigiló mientras caminaba y luego la interceptó:

“Él me habla, pero yo no le entiendo. Luego me dice: ‘¡Dame tu celular!’ Yo puse resistencia y en el momento en que yo me resistí él me golpea y me corta el rostro… yo me caigo, ahí es que él logra quitarme el bolso, se monta al taxi y se va”.

Valerie agregó en el portal Al Día que logró reponerse y salió a correr, dice que las personas miraban que ella iba “con chorros de sangre encima” pero no se quiso detener hasta que llegó a su casa; luego de eso, sus familiares la trasladaron hasta un centro asistencial donde le dieron 5 días de incapacidad.

Una vez recibió atención médica logró hablar con un Policía que le tomó los datos pero asegura que no la hizo firmar la denuncia ni reportó el hecho y por eso mostró su inconformismo con el actuar de las autoridades.

Luego de eso, según contó la joven estudiante a los medios regionales, se acercó personalmente a pedir los videos de seguridad de los edificios de la zona donde sufrió el ataque y el vigilante le contó que los uniformados consideraron que “no había sido nada diferente a una pelea de pareja”; añadió que no entiende cómo llegaron a esa conclusión.

Los delincuentes le hurtaron el celular, 700.000 pesos en efectivo y las tarjetas de crédito con las que alcanzaron a hacer compras por más de un millón de pesos antes de que el banco bloqueara las transacciones.

La joven agregó que en el forcejeo perdió sus gafas y no pudo identificar la placa del vehículo o la empresa a la que estaba afiliado. No obstante, dijo que por la cercanía que tuvo con el asaltante sí podría reconocerlo y entregó algunas de sus características físicas para que puedan capturarlo:

“Era de baja estatura, moreno, con los dientes amarillos, tenía unos audífonos puestos, usaba pantalón caqui y camisa gris, era delgado, sin barba”.