El tema lo abordó primero el periodista Óscar Montes, en un Facebook Live de la frecuencia, que le dijo al senador Álvaro Uribe Vélez que en las investigaciones que ha hecho y publicado la Revista Semana, sobre este tema, se ha dicho que presuntamente parte de esa información que se obtenía por medio de chuzadas iba a parar a manos de integrantes del partido Centro Democrático.

Al respecto, el expresidente Uribe aclaró:

Yo no estoy de acuerdo con estas interceptaciones o perfilamientos, así sean de fuente abierta. Esta es una democracia y hay que estar permanentemente en la discusión […] imagínense que tengo dos investigaciones en la Corte Suprema por el mismo hecho: porque allá llegó, en diciembre o enero, un anónimo que eso era para enviarme información, y en la Revista Semana me dijeron que allá no había una sola mención de mi nombre, ellos lo publicaron”.

Como Uribe nombró a Semana en su explicación, fue ahí cuando Camila Zuluaga lo interpeló sobre si acaso había un informante dentro de ese medio de comunicación que lo estaba poniendo al tanto de lo que se iba a publicar.

“¿Alguien de la Revista Semana le dijo eso?”, preguntó Zuluaga, en el espacio que dirige en Blu.

“Yo pregunté por eso y me lo confirmaron. Pero déjalo ahí Camila, porque muchas veces si yo te pregunto alguna cosa, me dices: ‘Es mi fuente, tengo derecho a la reserva’, y yo estaba preguntando por un tema con el que me han querido hacer daño”, aseguró Uribe.

Fue en ese momento cuando, con nombre propio, la periodista se refirió a una de las cabezas de Semana, y le dijo que fuera claro en su respuesta para que no quedaran suspicacias dentro del medio de comunicación: “¿De pronto habrá sido la gerente, Sandra Suárez, que era ministra suya durante su gobierno, la que le dio esa información?”.

“Sandra Suárez ha estado allí cuando eso era solamente de unos dueños, y ha seguido cuando la Revista tiene unos socios, etc, y nunca he apelado a ella para que me dé información, y lo único que me confirmaron de la Revista es que lo que había publicado era verdad”, afirmó el expresidente.

Sobre este tema de interceptaciones que motivó un allanamiento al batallón de Ciberinteligencia, en diciembre de 2019 en Facatativá, El Espectador dijo, en un artículo de enero de 2020, que la magistrada de la Corte Suprema Cristina Lombana fue la que ordenó esa inspección, luego de que le llegara un correo anónimo donde le advertían de los seguimientos ilegales.

En ese correo, de acuerdo con el medio, le aseguraban a Lombana que presuntamente el expresidente y jefe del Centro Democrático habría obtenido “datos reservados” por medio de esa inteligencia militar, y el senador Uribe lo desmintió.

Pero medios como Noticias Uno mencionaron al exviceministro de Justicia Rafael Nieto Loaiza como el receptor de esos datos, y el exfuncionario también reaccionó de inmediato y negó haber recibido esa información, dijo que había “una calumnia” en su contra y solicitó una rectificación.

Esta es la entrevista completa al senador Uribe en Blu Radio (habla de las chuzadas desde el minuto 45):