De acuerdo con la Fiscalía, citada por Blu Radio, los detenidos en Medellín harían parte de lo que denominaron el cartel de los parqueaderos, que tendría el propósito de conseguir esos espacios para guardar vehículos inmovilizados, y que estaban en proceso de embargo.

Los señalados habrían vendido los carros con documentación falsa, diciendo que eran rematados por bancos para después ubicarlos y volverlos a inmovilizar, aseguró el fiscal del caso en la audiencia de imputación de cargos, de acuerdo con la emisora.

“Una vez logran acordar el cliente el precio del vehículo, le indican que los vehículos son remates de bancos […]. Los vehículos que ya han sido sacados de manera abusiva de estos parqueaderos y vendidos regresan al mismo lugar inmovilizados por otras autoridades”, dijo el funcionario, según el medio.

Asimismo, el medio indicó que miembros de la Sijin de Bogotá habrían borrado información de los carros, labor por la que les habrían pagado hasta un millón de pesos.

Por este caso, en un principio las autoridades detuvieron 22 policías, pero ahora la cifra asciende a 23 policías y 2 agentes tránsito, señaló el medio, además de los 11 civiles.

Los hechos, según un comunicado de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, publicado por Blu Radio, habrían sucedido en marzo del 2017.