Racero subió esa imagen a las redes sociales, el 13 de mayo pasado, y allí se aprecia que está en el recinto vacío junto a sus colegas Katherine Miranda, Inti Asprilla y María José Pizarro.

Si bien el objetivo de la visita de los representantes era presionar al Congreso para que empiece a sesionar de manera semipresencial, los focos de la crítica —y de los ‘expertos’ en moda— apuntaron hacia las alpargatas de Racero.

Y él mismo lo reconoció, en Twitter: “Se burlan porque voy al Congreso en alpargatas”, dijo, en un mensaje en el que destacó el orgullo de sus ancestros.

“Vergüenza me daría olvidar mis raíces y perderme en el mar de privilegios al que acostumbran los políticos”, escribió Racero, trino que tiene más de 11.000 me gusta y una gran cantidad de comentarios a su favor.

Entre quienes defendieron las alpargatas del representante se destacan la actriz y cantante Carolina Guerra, que dijo que debería dar “vergüenza la corrupción”, el periodista Ronald Mayorga, la representante Miranda y hasta el renombrado y famoso ‘Pepito Pérez’, como se identifica un tuitero.

Pero si las cotizas de Racero se llevaron elogios en redes, la foto no fue del agrado del abogado Hollman Ibáñez, que interpuso una queja en el Congreso por considerar que los cuatro representantes que posaban allí habrían violado la orden de aislamiento obligatorio. Ahí también caló el representante León Freddy Muñoz que fue, al parecer, el que captó la imagen.

Rápidamente, de acuerdo con Semana, el presidente de la Comisión de Ética de la Cámara, Edwin Ballesteros, salió a confirmar las “quejas” y dijo que su deber es el de “resolver esas solicitudes y por ello se hará el trámite correspondiente”.

Lo cierto, por ahora, es que la Cámara volvió a sesionar este viernes de manera semipresencial y que Racero fue uno de los que estuvo allí, aunque muchos se preguntan si volvió a llevar alpargatas.