Un ejemplar Embraer-190 de aerolínea birmana aterrizó este domingo a pesar de un problema en el tren de aterrizaje delantero, una proeza del piloto elogiada por los expertos, anunció la aviación civil birmana.

El vuelo UB-103 de Myanmar Airlines se posó en Mandalay, también en Birmania, y las 89 personas que viajaban en el avión, fabricado en Brasil, resultaron ilesas, indicó la fuente.

El piloto intentó en varias ocasiones activar el tren de aterrizaje delantero, primero mediante la computadora de vuelo y luego manualmente, por lo cual decidió aterrizar sin ruedas delanteras, declaró Ye Htut Aung, director adjunto de la aviación civil.

Tuvieron que aterrizar con las ruedas traseras. El piloto pudo hacerlo con talento y no hubo víctimas“, agregó.