Hemos recuperado 40 cuerpos hasta ahora”, declaró el mayor Mohammad Mansoor, de los Rangers, una unidad paramilitar paquistaní, luego de explicar que el Airbus A320 de la aerolínea nacional paquistaní PIA, con 99 personas a bordo, sufrió un problema técnico.

Meeran Yusuf, portavoz del Departamento de Salud de la provincia de Sindh, de la que Karachi es la capital, indicó que al menos 3 de los pasajeros han sido rescatados con vida y se encuentran estables en hospitales.

Además, otros 8 heridos han sido trasladados del lugar del accidente, vecinos de la zona donde cayó el avión, la mitad de ellos con quemaduras en el 60 % de su cuerpo.

“Del total de muertos, solo cuatro han sido identificados. Se llevarán a cabo test de ADN para identificar los cadáveres”, dijo Yusuf.

La portavoz señaló que las operaciones de rescate continúan su curso.

El avión se estrelló a comienzos de la tarde (hora local) muy cerca del aeropuerto de la capital económica paquistaní y en el primer día de las vacaciones por el fin de la festividad musulmana de Ramadán.

“Se estrelló cerca del aeropuerto de Karachi. Estaba a un minuto del aeropuerto y cayó en una zona residencial”, dijo un portavoz de la Autoridad de Aviación Civil de Pakistán, Abdul Sattar.

El portavoz había informado que 107 personas viajaban en el avión, pero más tarde rebajó el número a 99.

El director ejecutivo de PIA, Arshad Malik, afirmó en un video enviado a los medios de comunicación que el piloto de la aeronave que viajaba de Lahore a Karachi, avisó de que estaba sufriendo problemas técnicos cuando se realizaba la aproximación a la pista de aterrizaje.

La oficina de comunicación del Ejército paquistaní (ISPR) informó en un comunicado que envió helicópteros y tropas a la zona del accidente para llevar a cabo las operaciones de rescate.

El primer ministro paquistaní, Imran Khan, expresó en Twitter su pesar por el accidente y anunció una investigación para esclarecer las causas del siniestro.

“Entristecido por el accidente de PIA. Se pondrá en marcha una investigación inmediatamente. Rezos y condolencias para las familias de los fallecidos”, escribió el mandatario.