De acuerdo con las primeras investigaciones, el hombre entró a la residencia y le disparó con una escopeta a su madre, identificada como Victoria Ramírez, mientras cenaba con sus dos hermanas, de 14 y 17 años, informó Kiro-TV.

“Los cuatro estaban sentados en la mesa del comedor, cuando López apuntó directamente a la víctima. Mike miró a su hermana menor antes de cometer el crimen”, precisó el Tribunal de Distrito 4 en declaraciones recogidas por este mismo medio.

Aunque se ocultaron para no resultar heridas, las dos menores de edad presenciaron el asesinato de Ramírez, quien murió instantáneamente en el lugar de los hechos, agregó el informativo local (afiliado a la CBS).

La policía de Springville (Estados Unidos), consultada por el espacio televisivo, manifestó que la mujer antes de recibir el disparó miró al hombre directamente a los ojos y le dijo: “Sé que me vas a matar, y te amo”.

Ante el desconcierto por lo que había sucedido, la joven de 17 años logró salir de la casa y llamó a las autoridades, mientras que Mike y su hermana menor bailaban junto al cuerpo de Ramírez, señaló Kiro-TV.

El informativo local, por último, indicó que López fue capturado y que lo exámenes toxicológicos determinaron que estaba drogado en el momento del crimen. Asimismo, puntualizó que fue acusado de homicidio agravado, violencia intrafamiliar y porte ilegal de armas.