La menor de edad ha sufrido bastante desde que publicó el video que desató la indignación y posteriores protestas en Estados Unidos, por las que ha habido saqueos, heridos y hasta muertos a la fecha.

No solo regresó a la escena del crimen un día después y dejó ver el impacto emocional que le causó ser testigo del terrible crimen (como se puede ver en el video de NowThis News que aparece a continuación), sino que después tuvo que lidiar con matoneo en redes sociales, pues algunas personas la señalaron de querer fama y atención.

Luego de responder en Facebook que no espera “que nadie que no haya estado en mi posición entienda”, contarle al mundo que es apenas una joven asustada y que sin su video el crimen de George Floyd habría sido uno más en la lista de abusos policiales que no salen a la luz, Frazier ahora agradece los mensajes de apoyo que ha recibido y negó tener una página para recolectar plata: “Mucha gente está usando mi nombre para ganar dinero”.

Actualmente, según pudo conocer TMZ, Darnella está mejor gracias a terapia, sus ocupaciones del colegio y a que junto a sus padres decidieron mudarse, pues vivían a la vuelta de la esquina de donde mataron a Floyd.

El pasado sábado, Frazier dio su testimonio a investigadores del FBI para ayudar a esclarecer el abuso policial que le quitó la vida al hombre de 46 años.