La artista contó al programa ‘Lo sé todo’ que tuvo un viaje de última hora a Bucaramanga y olvidó algunos medicamentos, que luego solicitó en una droguería de la ciudad, y cuando los recibió no revisó que fueran los correctos.

Como el empaque del medicamento era igual al suyo, Paola Moreno ingirió la primera dosis en la mañana, minutos después empezó a experimentar síntomas como dolor de estómago, escalofrío, vómito y desaliento; incluso, no logró sostenerse en pie o cargar a su pequeña hija.

Debido a las molestas, la actriz llegó a pesar que estaba intoxicada; luego llegó la hora de tomarse la segunda dosis, en la que se le fue una pastilla de más y la consumió, pues con su medicamento habitual esto no es un problema, acotó al informativo de Canal 1.

Minutos después, su bebé empezó a vomitar la leche y pensó en que le había contagiado la intoxicación; tiempo después, agarró la caja del medicamento que le enviaron de la droguería y se dio cuenta que no le dieron el que le formularon.

Según explicó Paola Moreno, las pastillas que ingirió eran unas que se le recetan a personas que padecen demencia senil o Alzheimer, la dosis letal de estas era de 6 a 7 pastillas, justo las que ella alcanzó a tomar. Inmediatamente cayó en cuenta del error, la actriz llamó a la pediatra de su bebé y le contó lo sucedido.

“Yo no me morí… no nos morimos, porque no era nuestro día”, concluyó su relato la artista.

Cabe mencionar que en enero de 2020 dos niños murieron por tomar medicamentos que droguería les entregó por error; la receta requería un purgante y les entregaron medicina para dolores fuertes.