Luego de la exhibición en México y del test en Italia, la piloto ‘cafetera’ recibió este fin de semana su tercera oportunidad para conducir un bólido de Fórmula 1. En esta ocasión, la bogotana hizo diferentes pruebas con el equipo italiano, en el mítico circuito de Paul Ricard.

“Siempre que tienes la chance de manejar un carro de la F1 es muy especial. Escuchar ese motor V8 es muy emocionante”, manifestó la colombiana luego de terminar los tests en la pista francesa.

“Fue un gran día, bastante positivo. Hicimos simulación de clasificación y de carrera. Mejoramos de principio a fin y creo que lo que realizamos acá nos puede ayudar para lo que se viene en la F2″, concluyó Calderón.

La corredora capitalina todavía sueña con ser la primera piloto latinoamericana en participar oficialmente en el campeonato mundial de Fórmula 1.

Acá, las declaraciones de Tatiana Calderón: