A través de Twitter, el comunicador indicó que todo ocurrió el pasado domingo, cuando se encontraba en el bar del hotel Malmaison. Según él, ese día no llevaba sus gafas para leer, así que ni siquiera vio lo que decía la factura.

A pesar de lo anterior, “algo” hizo que Peter le preguntara a la mesera cuánto había pagado por la cerveza. En ese momento, la mujer miró el recibo, “se cubrió la boca, comenzó a reírse con nerviosismo” y manifestó que había cometido un error, pero que lo arreglaría.

Aunque el australiano insistió en que le dijera qué había pasado, ella no respondió  y solo “corrió a buscar a su jefe”, quien le manifestó que “alguien” se pondría en contacto con él en los próximos días para arreglar el error.

Peter añadió que personal del banco se comunicó con él y le confirmó que le harían el reembolso por la exagerada suma de dinero que pagó por la cerveza. No obstante, según el periodista, esto tomaría 9 días hábiles.

A continuación puedes ver la publicación del comunicador, que incluye una foto de la cerveza por la que pagó una millonada: