En las imágenes, difundidas por el Daily Mail, se ve cómo Ali se enfrenta a puños contra uno de los delincuentes que alcanzó a entrar por una de las puertas de la vivienda. 

A lo pocos segundos, llegan 2 ladrones más para apoyar a su compañero y se genera un fuerte enfrentamiento.

Sin embargo, Ali no se deja intimidar por los delincuentes encapuchados y logra que salgan de la casa. Luego, corre hacia la cocina y toma un cuchillo para defenderse mejor. 

A la salida de la casa, se vuelve a presentar una nueva pelea entre el empresario y un ladrón, pero esta vez con armas blancas. La lucha no pasa a mayores y los criminales huyen por el patio trasero de la residencia. 

En declaraciones al medio británico, Ali contó que su primer pensamiento fue proteger a su esposa Charlotte, de 30 años, que estaba durmiendo cuando se presentó el intento del hurto.

Sabían que estábamos en casa. Las luces estaban encendidas, los autos estaban en el camino, las puertas estaban abiertas y entraron armados a nuestra casa. Ellos sabían que probablemente habría una confrontación y que causarían algún daño”, afirmó el hombre al mismo medio. 

Por ahora, los delincuentes son buscados por las autoridades y se abrió una investigación al respecto.