De acuerdo con las pericias de las autoridades, citadas por The New York Post, el agresor sería un “hombre de piel oscura”.

El sheriff del condado de Los Ángeles, Alex Villanueva, dijo que el sospechoso, al cual todavía no han encontrado, disparó “sin previo aviso o provocación”, indica el mismo medio.

Los oficiales fueron internados en un hospital local, donde se encuentran en estado crítico y con pronóstico reservado, detalla el rotativo estadounidense.

El Departamento del Sheriff del Condado de Los Ángeles publicó en su cuenta de Twitter el video, captado por una cámara de seguridad, en el que se ve al hombre acercándose al carro de policía y disparando varias veces a los uniformados.

Villanueva señaló que esta agresión es ser parte de una tendencia creciente en Estados Unidos, en la que criminales disparan contra oficiales sin provocación alguna. “Todas las semanas en todo el país alguien pierde la vida en cumplimiento del deber”, expresó el sheriff del condado de Los Ángeles.

Como las autoridades todavía no han dado con el paradero del agresor, están ofreciendo una recompensa de 100.000 dólares (casi 370 millones de pesos) para cualquiera que dé información relevante para su captura.