El vuelo de Pristina con la aerolínea ALK experimentó turbulencia en el aire unos 20 minutos antes de aterrizar“, dijo un portavoz del EuroAirport (Aeropuerto de Basilea-Mulhouse-Friburgo), publica la cadena Abc.

El portavoz también dijo al medio estadounidense que el piloto alertó para que los bomberos del aeropuerto estuvieran en la pista en el momento del aterrizaje. Por les lesiones causadas, 10 pasajeros fueron enviados a hospitales en Basilea al sufrir heridas leves.

La aerolínea ALK Airlines, por su parte, le confirmó al mismo medio que en el momento de la turbulencia, la azafata estaba “recolectando las bebidas” de las personas antes de que empezara el descenso.

En el video, capturado por un pasajero, muestra cómo vuelan los vasos llenos, el carro de bebidas y a la azafata ‘volando’ por unos instantes debido a la intensa turbulencia.

Algunos dijeron que sufrieron golpes y otros que se quemaron por el agua caliente que salió del carro de bebidas, finaliza Abc.