El hecho se presentó en California, Estados Unidos. La demanda fue realizada por dos personas llamadas Karen Dhanowa y Nilima Amin. El abogado de ambos le dijo al Washington Post que los ingredientes que se anuncian, para los sándwiches y ‘wraps’, no contienen atún en lo absoluto.

“Descubrimos que los ingredientes no eran atún ni pescado”, comentó el abogado de los demandantes al Washington Post.

Adicionalmente, el medio mencionado aclaró que la demanda especifica que el producto habría sido analizado en un laboratorio y su contenido sería una “mezcla de brebajes, que no constituyen al atún, mezclados” para tomar una apariencia similar a lo ofrecido. No obstante, el representante legal no quiso decir exactamente qué ingredientes encontraron.

En total, se le acusó a la compañía de “fraude, tergiversación intencional, enriquecimiento injusto y otros reclamos bajo las leyes federales estatales”. Los afectados también argumentaron que “fueron engañados para comprar alimentos” que supuestamente no son los que se prometen en su publicidad.

¿Qué dijo Subway sobre su atún?

La empresa de comida rápida negó rotundamente esas afirmaciones. En un comunicado enviado a The Washington Post, una de las voceras de Subway afirmó que “el atún es puro, lo mezclan con mayonesa y lo sirven en un sándwich recién hecho a los huéspedes”.

Adicionalmente, en sus promociones, la compañía ha realizado publicaciones en sus redes sociales, resaltando que la buena calidad de su producto: “El nuestro es atún salvaje 100% real. 100% delicioso”.

Aquí está la publicación de la compañía en su cuenta de Instagram:

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Official Subway (@subway)

Subway ya ha tenido que enfrentar otras acusaciones en el pasado, como cuando se le señaló porque sus panes no serían panes en Irlanda.