El impreso, que es un órgano dependiente del Partido Comunista (PCC), enfatizó en la investigación que no se puede descartar la probabilidad de que el coronavirus no haya surgido en el gigante asiático.

“Nuestro conocimiento del virus se ha profundizado, y dado a que se descubrió que los crecientes brotes esporádicos en China estaban relacionados con productos importados, existe la posibilidad de que el brote se haya transmitido al mercado húmedo de Huanan mediante estos artículos”, precisó.

Aunque las pruebas y evidencias no parecen contundentes, el diario estatal aseguró que China podría también ser víctima de una retrasmisión del brote debido a las importaciones de estos alimentos, que llegan a ese país de Europa y América.

Wu Zunyou, epidemiólogo del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades, manifestó en ese mismo medio que los primeros casos que se registraron en Wuhan tenían relación con el área de mariscos congelados del mercado de Huanan.

“Las infecciones repetidas causadas por productos importados de la cadena de frío y los informes sobre cómo se encontraron signos de coronavirus en otras partes del mundo impulsaron a los virólogos a pensar si Wuhan también fue víctima de dicha ruta de transmisión”, concluyó Global Times.

Primeros casos de COVID-19 en China

Pese a que hay muchas teorías sobre su génesis y que el primer caso confirmado se dio en noviembre del año pasado, no fue sino hasta diciembre cuando los médicos de China supieron que se trataba de una nueva enfermedad.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), igualmente, solo decretó la emergencia sanitaria global hasta finales de enero, cuando la propagación del brote llegó a varios países del mundo. En el siguiente video hacen un recuento de los casos de COVID-19 en Wuhan desde que apareció el virus.