A la tercera noche de haber llegado a Colombia, Daniela sintió la presencia de su fallecido hermano, el cantante Fabio Legarda, en el cuarto donde descansaba.

“Estaba acostada en la cama, no podía moverme ni abrir los ojos, pero sentía mucha paz”, relató la joven en la revista, y continuó:

“En ese momento escuché la voz de mi hermano que me decía: ‘Tienes que decirle a ‘Mari’ que deje el miedo, porque no es real. Yo nunca me fui. Si quieren hablar conmigo tienen que perfeccionar la meditación’. Fabio siempre dijo que nos protegería”.

Al día siguiente, Daniela le contó a su hermana, que es actriz, lo sucedido y ambas empezaron a llorar porque, según la publicación, María comentó que ese noche efectivamente había estado “llorando y con mucho miedo”.

Por eso, la actriz decidió leer un libro que tiene “con la palabra de Dios” y lo que sucedió ahí, más lo que le había pasado a Daniela con su hermano, las hizo tomar la decisión de “no devolverse a Estados Unidos”, agregó el medio. No obstante, cabe mencionar que a mediados de esta semana la menor de las Legarda viajó a Atlanta, con la promesa de volver “muy pronto” a Colombia, según un post de Instagram.

“Lo abrí [el libro] y decía que debía dejar ir el miedo y aprender a meditar. Las mismas palabras que dijo mi hermano. Ese día cambió todo para nosotras y hemos tenido paz para sentirnos fuertes”, puntualizó María en la reciente edición impresa de Vea, sobre la manifestación del cantante Legarda.

Esta no es la primera vez que las jóvenes aseguran que su hermano se les ha manifestado; ya lo han hecho en varias oportunidades. Por ejemplo, hace unos días, en ‘La movida’, también asociaron unos pájaros con él; es más, en ese momento empezaron a saludar a su hermano, como si él sí estuviera ahí.

———

Video recomendado: Así imitaron las hermanas Legarda a Pipe Bueno, el nuevo amigo de Luisa Fernanda W.