De acuerdo con el relato de Hughes al portal TMZ, el hombre se atravesó en la milla 85 de la interestatal de Florida e hizo señales para que frenara.

El conductor, según dice, paró para ver si necesitaba ayuda y en ese momento el desquiciado sujeto se subió al capó y empezó a pegarle al parabrisas con un objeto de metal.

Edward Hughes entró en pánico y pisó el acelerador para tratar de sacudir al hombre, el cual no fue identificado con su nombre por TMZ, quien seguía golpeando el vidrio.

El canal de televisión WPTV publica que este incidente ocurrió sobre la una de la tarde del pasado sábado.

La Patrulla de Carreteras de Florida expresó en un comunicado, citado por ese canal, que sobre esa hora recibieron una llamada de alerta que les informó sobre el extraño comportamiento del conductor de un camión Toyota.

WPTV agrega que el hombre en cuestión estaba ensangrentado y que había estado conduciendo previamente, dejando su auto en la rampa de salida hacia Boynton Beach; allí se bajó y empezó a caminar por la mitad de la autopista.

Su comportamiento obligó a que los carros que pasaban por esa vía tuvieran que frenar, hasta que se encontró con el camión de Hughes, al cual se subió a golpear.

Fue hasta la milla 95, unos 15 kilómetros después, que Edward Hughes frenó al ver a una patrulla de policía. El sujeto fue capturado y trasladado al Hospital Regional de Wellington para evaluar su estado de salud, indica TMZ.

Sobre esta situación se viralizó en redes social el video que muestra cómo Hughes mueve el gigante camión de un lado a otro, tratando de sacudir al sujeto, quien se aferró con todas sus fuerzas al capó: