En el video, publicado en el Facebook de Parisi, se lo ve ingresar a la habitación de su novia y sacar el anillo de su bolsillo, mientras le pide matrimonio.

“He querido decírtelo durante un tiempo, luego lo pospuse y pospuse…¿Quieres casarte conmigo?”, pregunta el italiano de 32 años, a lo que Chiara, sorprendida y emocionada, responde que sí.

Era el momento más feliz en la vida de esta pareja, pero lastimosamente, Chiara Giuntoli falleció 2 días después de la pedida de mano, el pasado sábado, por el cáncer de mama que padeció durante los 2 últimos años, publica el portal Inter Napoli.

A manera de despedida, Edoardo Parisi publicó el video, que cuenta con más de 2 millones de reproducciones, con un sentido mensaje que ha conmovido a los italianos y que le ha dado la vuelta al mundo a través de las redes sociales.

“Este fue tu momento feliz, de hecho fue el nuestro. ¿Cómo puedes ser feliz en esta situación? Tú lo eras. El video lo demuestra. Me dijiste: ‘Perdón, no tengo la fuerza para ser más feliz que eso’. Pero en este océano de tristeza, este video es una prueba de lo que siempre he pensado. El verdadero amor siempre gana”, escribió Edoardo en su Facebook junto al video.

“Hoy vi demasiada tristeza a mi alrededor. Escrita, hablada, pensada. Hoy brilla el sol. Pensé que este debía ser nuestro momento, nuestro ‘secreto’. Pero en este océano de tristeza, este video es una prueba de lo que siempre he pensado. El verdadero amor siempre gana, es una fuerza verdaderamente extraordinaria, más que una medicina, más que una cura. Nadie podía hacerte sonreír, excepto esto, el amor. Sí, AMOR, escrito en mayúsculas. Entonces creo que es correcto compartirlo con el mundo”, explicó el italiano sobre su decisión de publicar la pedida de mano y finalizó:

“Ahora todos lo ven, realmente entienden lo que fuimos y lo que somos. Ayer, hoy, mañana habrá sol. Solo será más difícil verlo. Tengo una promesa que cumplir, te tengo a ti, tengo un ejército detrás de mí. Acabamos de posponer algo… Ahora sé que si el amor es amor verdadero, nada puede separar a dos personas hechas para estar juntas. Te amo”.

Según recuerda el mismo portal, esta pareja ya era conocida en Italia porque hace unos meses, en 2019, Edoardo Parisi organizó un partido de fútbol para recaudar fondos y donarlos a la investigación sobre el cáncer de mama.

View this post on Instagram

– Non credevo sarebbe finita così… – Finita? No, il viaggio non finisce qui… La morte è soltanto un'altra via. Dovremo prenderla tutti. La grande cortina di pioggia di questo mondo si apre, e tutto si trasforma in vetro argentato. E poi lo vedi… – Cosa, Vedi cosa? – Bianche sponde, e al di là di queste un verde paesaggio sotto una lesta aurora. – Beh, non è così male! – No. No, non lo è… Sto preparando la valigia amore mio. Per la prima volta da solo. Chissà se riesco a ricordarmi di metterci tutto. La nave sta per salpare, ma si dice non esiste vento favorevole per il marinaio che non sa dove andare. Io non lo so dove andrò domani… ma so che mi darai un indicazione da seguire affinché non mi perda. Ti prometto che ti cercherò, dovessi navigare per tutta la vita. Mia Regina. Mia Luce. Sai che tutti ora mi vedono come un Uomo “speciale”. Ma quella speciale eri te. Io ho commesso un sacco di errori. Non esistono uomini perfetti, storie perfette. Esistono momenti perfetti, proprio come questo. Chissà dove mi porterà la marea… io seguirò la tua stella. Mi manchi tanto. Mi manchi come manca l’aria e a volte non respiro. Ma ti cerco sempre. La nave sta per salpare e devo salutarti. Sei la donna della mia vita. Chi è sicuro di avere la donna della sua vita? Mi hai trovato ragazzino e mi lasci Uomo. Ora devo continuare il viaggio da solo… e ammetto di avere paura. La fuori e’ notte ed il mare e’ in tempesta. Ma ce la farò, te lo prometto. E tu mi aiuterai. Senza timore, vele spiegate e dritti alla meta. Aspettami che prima o poi ti troverò. Dovessi navigare senza vedere terra per tutta la vita io ti ritroverò. TI AMO LUCE MIA, MIA REGINA. Non ti dimenticherò mai. #truelove #❤️

A post shared by Edoardo Parisi (@edoparisi) on