En la nueva versión de la red social están los colores verde esmeralda para los mensajes enviados y gris antracita para los recibidos, que pueden resultar confusos ante quienes tienen dificultades para distinguir el verde y el rojo, informó Gizmodo

“No he sido consciente de que eran colores distintos hasta que me lo han dicho”, contó Antonio, un joven daltónico que usa el modo oscuro en su teléfono iPhone, al mismo medio. “Hasta ahora no he tenido problemas, pero sí creo que puede ser confuso en conversaciones”, agregó.

A diferencia de WhatsApp para Android, la versión para iPhone no permite desactivar el modo oscuro sin hacerlo en el resto del sistema. Es decir, no se puede volver al modo claro en WhatsApp sin que las demás aplicaciones y los menús del sistema vuelvan también a ser claras.

“Las burbujas de conversación tienen dos colores, uno para quien envía el mensaje y otro para los mensajes recibidos. Para mí, es como si fueran el mismo color. Es tan muy difícil contactar con WhatsApp, tal vez [una encuesta] podría llamar su atención”, le dijo a WABetaInfo otro usuario daltónico.

Afortunadamente, tanto iOS como Android tienen un ajuste de accesibilidad que permite filtrar colores para ayudar a diferenciarlos. En iOS se puede habilitar desde Ajustes > Accesibilidad > Pantalla y tamaño del texto > Filtros de color, agregó Gizmodo.