Eso ha provocado que los animales no tengan donde refugiarse, pero tampoco quién les dé de comer, dice CM&, aunque varias fundaciones han recibido donaciones para ayudar a los desprotegidos de 4 patas, en San Andrés y Providencia.

De acuerdo con Leidy Guerra, directora de ‘Ángeles con patas’, al principio había muchos animales, en especial gatos y perros, que estaban deambulando por las calles, desamparados por la gente que salió de Providencia y Santa Catalina, donde el huracán Iota acabó con el 100 % de las infraestructuras.

Destrucción en Providencia, por paso de huracán Iota / EFE
Destrucción en Providencia, por paso de huracán Iota / EFE

Asimismo, Laura Rodríguez, de la Fundación ‘Adopta, no compres’, indicó en Radio Nacional que han hecho brigadas de atención para animales de San Andrés y Providencia.

“Hay muchos animales heridos, la gran mayoría no tienen dónde refugiarse. Ellos tuvieron que pasar toda esta situación a la intemperie, muchos murieron y algunos fueron abandonados. No hay comida, no hay refugio; es una situación compleja en Providencia”, dijo Rodríguez.

Algunas imágenes de la situación de ellos han sido compartidas en redes sociales:

Aunque ya hay ayuda para gatos y perros, CM& resalta que otros animales, como marranos y gallinas, no tienen cómo sobrevivir a la situación que atraviesa el Archipiélago de San Andrés.

“Encontramos cerdos, en la mitad de la calle, comiéndose las latas; hay muchísimas gallinas. Estos animales no tienen nada qué comer” aseguró Guerra al noticiero.

Además, hay otras especies que necesitan ayuda, como lo dice la concejal Andrea Padilla, en este trino: