Daniela es hija del congresista de Centro Democrático Carlos Felipe Mejía y, según la emisora, su nombramiento como primera secretaria de Relaciones Exteriores ha sido catalogado como “injusto” y de “cuota burocrática”, porque fue seleccionada “por encima de varios funcionarios de carrera con más experiencia e igual preparación”.

Pese a eso, la heredera del senador aseveró cumplir con los requisitos para estar en ese cargo ya que, agregó el medio, “no es necesario el curso de un año”, porque ella “no está haciendo carrera diplomática”, sino que la nombraron “por provisionalidad”.

El sindicato de la Cancillería también le aseguró a W Radio que Mejía sí cumple con los requisitos para el cargo, pero porque estos “son muy escasos”.  

Una de las cosas llamativas de esta situación es que la denuncia pública se da nueve meses después de que la nombraran, aunque en el mismo sitio de Función Pública lo informaron e incluyeron en la hoja de vida que tienen de Daniela Mejía. Ahí, se puede ver que es profesional en finanzas y relaciones internacionales, está haciendo una maestría en periodismo, y ha trabajado en sitios como el Instituto de Bienestar Familiar (ICBF).

Lo otro curioso es que esta polémica revive las críticas que el padre de Daniela Mejía ha hecho en contra de la mermelada, sobre todo durante el gobierno Santos, pues para algunos este es un caso de los que tanto cuestiona.

Por eso mismo, desde que la emisora publicó la denuncia, en Twitter han atacado al senador y se han referido al tema de la mermelada, incluso mencionando otros nombramientos recientes en el Gobierno Nacional y la próxima Alcaldía de Bogotá.