El segundo pico de la pandemia de coronavirus ya se está viviendo en las principales de Colombia. No por nada en las diferentes regiones del país se adoptaron medidas como el toque de queda, la ley seca y la cuarentena estricta durante este puente festivo de Reyes, para disminuir lo más que se pueda las posibilidades de propagación del virus en las interacciones sociales propias de este tipo de fechas.

A propósito de la alerta que se ha encendido en este comienzo de año por el aumento de casos de COVID-19 y la alta ocupación hospitalaria que padecen algunas capitales, un biólogo molecular decidió hacer un listado de las prácticas que desde hace meses se adoptaron en Colombia como correctas a la hora de prevenir el contagio, pero que en realidad no son tan útiles como piensan muchos.

Se trata del doctor Romain Brunel, quien compartió en su cuenta de Twitter un hilo que contiene alrededor de siete prácticas que poco sirven a la hora de protegerse contra el coronavirus. A continuación, cada una de las mencionadas y al final de la nota la publicación completa que hizo el especialista, quien fue insistente en que la propagación del virus se da principalmente por el contacto directo de persona a persona:

  1. Tapetes desinfectantes: Brunel recordó que el COVID-19 es una infección respiratoria. “¿Ustedes respiran por los pies? ¿Se tocan la boca con el pie? Ridículo. Inútil. A prohibir”, comentó el médico sobre la creencia de que es pertinente desinfectar los zapatos antes de ingresar a algún lugar.

2. Quitarse los zapatos: El biólogo aseguró que hacerlo no sirve de mucho en esta pandemia, en gran parte, porque el coronavirus no está en los zapatos. “¿Saben lo que traen de afuera? Mugre lleno de bacterias. Pulgas. Huevos de parásitos intestinales”, manifestó el especialista.

3. Tomar la temperatura en la muñeca: Al respecto, el doctor señaló que esa parte del cuerpo no es para confiable al momento de querer saber con precisión la temperatura de una persona puesto que, al ser parte de una extremidad, es más fría que el resto del cuerpo. “En la manilla no sirve. Pueden tener 42ºC, en la manilla saldrá en 37ºC”, acotó.

4. Fumigar a la gente: El propio Ministerio de Salud había explicado hace meses que esta práctica no aporta mucho para evitar el contagio con coronavirus. En este caso, el biólogo recordó que la propagación del virus se da por el contacto directo y ante eso afirmó: “La gente que tiene COVID produce virus y expulsa goticas contagiosas todo el día. Asperjarlos no cambia nada a esto”.

5. Sustancias que se han popularizado como efectivas y no lo son: Brunel fue categórico al asegurar que no sirven de nada para evitar contraer COVID-19 algunas sustancias como la azitromicina, la vitamina D, la melatonina y la ivermectina. En este caso, las creencias populares se han impuesto sobre la evidencia científica, y lo cierto es que no se ha probado la efectividad de dichos medicamentos.

6. Desinfección de la comida: “Sí, la comida pasa por la mucosa de la boca. Podría ser una fuente de contaminación. En la realidad, el virus es frágil y no le gusta ni el calor, ni la luz. No hay un sólo caso reportado de contagio por comida”, escribió el experto.

7. Lavado de llantas: Tal cual como opinó en el caso de la desinfección de los zapatos, Brunel consideró que desinfectar carros en las calles es tiempo perdido y “absurdo”. “La gente transmite el virus. No las llantas de su carro”, concluyó.

Este es el hilo completo que él publicó, que se compartió profusamente: