Pese a que lleva varias semanas en Estados Unidos, Thunberg ya había recorrido la mitad del viaje hacia sudamérica. Ahora, a un mes de comenzar la COP25, el cambio de sede a Madrid la obliga a buscar soluciones.

“Como #COP25 se ha trasladado oficialmente de Santiago a Madrid, necesitaré algo de ayuda”, tuiteó Thunberg desde Los Ángeles. “Resulta que he viajado por alrededor de medio mundo, por el camino equivocado:)”.

“Ahora necesito encontrar una forma de cruzar el Atlántico en noviembre… si alguien pudiera ayudarme a encontrar transporte, le estaría muy agradecida”, dijo la adolescente, que rechaza tomar un avión por las emisiones de carbono que genera este transporte.

Hasta ahora, Thunberg ha cruzado el Atlántico desde Inglaterra a Nueva York en un velero de cero emisiones, y ha atravesado de costa a costa Estados Unidos en tren y en un automóvil eléctrico prestado por Arnold Schwarzenegger.

La activista es una de los 25.000 delegados que estaban previstos que participasen en la cumbre climática de la ONU que se iba a celebrar en Santiago. Chile renunció a organizar este encuentro debido a las protestas contra el gobierno en las que ya han muerto 20 personas.

A pesar de tener que modificar su plan de viaje, la activista dio su “apoyo al pueblo chileno” en sus protestas. Thunberg se disculpó también por no poder visitar Centroamérica y Sudamérica como tenía previsto, y aseguró que la humanidad se encuentra en “una emergencia climática y ecológica”.

La ONU anunció el viernes que Madrid albergará la COP25 en las fechas previstas, del 2 al 13 de diciembre.